Etiquetas

sábado, 2 de abril de 2016

Ezequiel Ortego, enólogo de COSTA&PAMPA


Con tan solo 23 años, Ezequiel Ortego se puso a cargo de la Bodega Costa&Pampa en el inicio de sus actividades, a principios del año 2013. Actualmente tiene 26 y debe ser uno de los enólogos más jóvenes ejerciendo como tal en una bodega.

Su historia está influenciada por un tío, que sí fue el primero en dedicarse a la actividad del vino dentro de la familia. Pero dejemos ese lazo familiar para más adelante, ya que el parentesco viene por el lado de la madre de Ezequiel y por ahora podemos mantener la intriga del apellido.

Su tío, de Mendoza, es uno de los enólogos más reconocidos del país. Ezequiel  lo visitaba frecuentemente y éste solía llevarlo a recorrer viñedos y la bodega en la cual trabajaba, ubicada enfrente de su casa.

Al terminar la secundaria, Ezequiel aun no tenía bien claro que carrera seguir. Aprobó el ingreso en la Universidad Nacional de Cuyo para la carrera de Abogacía. Pero dudaba, y a último momento le pidió a su tío que lo llevara a recorrer la bodega. Fueron juntos a lo que llaman “la bodeguita” donde se hacen los vinos tope de gama. Después siguieron recorriendo la Bodega Nueva y así pasó un día completo, explorando su vocación. Su tío le contó la historia del edificio y muchos detalles de la profesión. Y lo convenció. Salió de ahí y se fue directo a inscribirse en la Universidad Mazza. Pasó los dos primeros años sin ver una materia que tuviera relación directa con el vino: Física, Matemática, Química… el “filtro” que le dicen. 

Luego sí, en 2011 hizo pasantías en esa misma “bodeguita” que lo había deslumbrado y definido en su vocación y al año siguiente en la planta de varietales de la misma bodega. Él mismo le pidió a su tío estar ahí para poder ver todo el proceso, incluida la elaboración de los vinos blancos que no estaban en la bodeguita.

Quienes ya leyeron la nota de Costa&Pampa en este mismo Blog, o conocen a que grupo empresario pertenece ya se lo imaginan. La Bodega donde Ezequiel hizo las pasantías es nada menos que Trapiche y su “tío el enólogo” es Daniel Pi, Director de enología de Trapiche.

Fue poco antes de recibirse cuando Daniel Pi le contó del proyecto de Costa&Pampa, ubicado cerca de Mar del Plata. Y una semana antes de graduarse le ofreció ir a ocuparse de este nuevo emprendimiento, lo que se concretó apenas tres semanas después, en Marzo de 2013.

Los noveles viñedos ya eran productivos y la cosecha 2012 había sido enviada a Mendoza para la elaboración en Trapiche. Pero la experiencia sufrió algunos traspiés que decidieron la instalación de la bodega in situ. Así, a la llegada de Ezequiel, se estaban instalando los primeros tanques de acero inoxidable y apenas tres días después ya se estaba cosechando el Chardonnay. En esa cosecha colaboró con Ezequiel el enólogo Daniel Ekkert y Daniel Pi llegó a tomar las decisiones importantes, cuando ya se habían terminado de cosechar las uvas.

Ortego cuenta que lo que le resultó más complicado fueron los tramites de habilitación de la nueva bodega. 

Recorrimos juntos los viñedos, en especial las plantas de Pinot Noir que estaban siendo cosechadas en esos días, y charlamos bastante sobre los procesos que se llevan a cabo en la bodega (ver nota), de cómo la experiencia en este lugar atípico para la viticultura argentina está siendo creada día a día, de los resultados de la experimentación y los desafíos que obligan a aguzar la imaginación para resolverlos con nuevas recetas. Esa receta que dé con la tecla del lugar, su tierra, su clima, su fauna, sus vinos…

Cuando para cerrar la nota le pregunto, “Siendo tan joven, ¿qué es lo que más orgullo te da de tu trabajo aquí en Costa&Pampa? me responde, con sencillez: “haber logrado que funcione”.

Fotos tomadas por El Angel del Vino

3 comentarios:

  1. Un gran presente y mayor futuro el de Ezequiel y lo mismo para esa perlita que es Costa&PAmpa.

    Abrazo

    ResponderEliminar
  2. Estuve a punto de visitarla hace unas semanas y me quedé con las ganas :( deberé hacerme tiempo e ir sí o sí. Salú!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que lástima que no pudiste, vale la pena. Abrazo

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...