Etiquetas

miércoles, 24 de mayo de 2017

40/40 da como resultado 100%, de calidad. Los vinos de Lucas Pfister


Lucas Pfister (33 años) es Ingeniero Agrónomo recibido en la Universidad de El Salvador de Buenos Aires. Trabajó inicialmente en varios rubros agronómicos hasta llegar a hacer su primera vendimia en Mendoza en Finca La Celia. Luego se anotó -a través de la Universidad de Lujan de Cuyo- para una beca por una Maestría en la Universidad de Montpellier, Francia. Su paso por Europa continuó con vendimias en St. Emilion, Portugal y Alemania; llegando incluso a trabajar en Australia.


Vuelve a la Argentina tentado por un amigo de la familia que le ofrece armar una finca. Mientras tanto decide comenzar a elaborar vinos propios, manejando la Finca de la familia ubicada en Ugarteche, Mendoza, en el kilómetro 40 de la Ruta 40. De allí el nombre "40/40" de los vinos de esta finca familiar, que cuenta con sesenta hectáreas, en las cuales hay plantaciones del año '60 en adelante, siendo los últimos Malbec plantados en 2004. 

Pero su inquietud lo mantiene trabajando a alternadamente en vendimias en Europa, donde asesora a una bodega en el norte de Italia (llevando viñedo y bodega) y lleva adelante el proyecto RE BEL LO  en sociedad con su ex compañero de estudios Konrad Pixner, en el Tirol (Italia).


Viñedos en Italia (foto Lucas Pfister)
Sus vinos llevan ese nombre en referencia a su "rebeldía" a mantenerse dentro de las obligaciones que impone la DOC Alto Adige. Prefirieron dar rienda suelta a su creatividad y aprovechar las uvas de esos suelos de porfirio colorado para hacer vinos "a la inversa", o sea: los tintos como blancos y los blancos como tintos. Trabajan sin herbicidas, sin despampanar (corte de los sarmientos verdes de las vides) y con maceración carbónica.

Se mantienen dentro de la "Indicazione Geografica Tipica" (IGT) Weinberg Dolomiten Weiss, del norte de Italia, pero no en la DOC. Para diferenciarse, y que no quede ninguna duda, además del nombre (RE BEL LO por rebeldía) eligieron embotellar los vinos en botellas no estándar, de medio litro y con tapa a rosca.


El tinto es 100% Cabernet Franc. La primera impresión en nariz fue rara, típica de un vino reducido, pero se fue disipando rápidamente para dar lugar a la fruta y aromas menos herbáceos que los de los Cabernet Franc que estamos acostumbrados a degustar.

El blanco es un Sauvignon Blanc muy especial. Pasa dos semanas de maceración, prensado a mano y se utiliza 100% de barrica nueva no tostada. Presenta una nariz dulce, potente, con aromas a miel y cereal. Difícil de reconocer el Sauvignon Blanc, aunque en el fondo, tras el impacto inicial generado por un bouquet tan distinto al que estamos acostumbrados (muy positivo por cierto) mi conclusión fue que probablemente esa hubiera sido la cepa que hubiera arriesgado de haber catado a ciegas .

En boca transmite muy fielmente lo detectado en nariz, a la vez que es goloso, corpóreo y muy rico. Un hallazgo, con la mala noticia que está agotado y que no será fácil de conseguir las nuevas cosechas en Argentina.

Sobre su estilo, Lucas cuenta que vivió tres años en la misma finca, al estilo del productor pequeño europeo. "No hago sobre-extracción y ni busco sobre-madurez, sino que prefiero ir rumbo hacia la fineza, cosechando temprano. En bodega realizo poca intervención, ni siquiera hago maceración en frío porque estandariza. Utilizo barricas usadas, hago filtración gruesa con tierras diatomeas (para sacar las impurezas) y estoy tratando de bajar los niveles de alcohol. Trabajo al estilo reductivo, sin usar micro-oxigenación", explica. 

40/40 Malbec 2015 $ 325
Corte de dos parcelas, una arcillosa y la otra pedregosa. Fermentado en barricas abiertas y prensado a mano. Fresco y frutado, bebible. Descansa once meses en barricas usadas. Bien logrado.



40/40 Cabernet Sauvignon 2015 $ 350
De un parral de los años 70, de bajo rinde. Es un corte de dos cosechas realizadas en fechas distintas, con dos semanas de diferencia. Fermentado en barrica. En nariz arranca muy arriba y en boca es suave, de taninos aterciopelados, bien presente la fruta. El que más me gustó de los cuatro 40/40, un vinazo.



40/40 Cabernet Franc 2016
Es la primera vendimia de esta cepa. "Coseché muy tarde para lo que acostumbro", dice Lucas. Fermentado en barrica. La primera nariz es plana, luego de agitar bien la copa empiezan a aparecer los herbáceos característicos del Cabernet Franc y en boca muestra bien la tipicidad del varietal, aunque aún le falta desarrollo (por falta de tiempo de estabilización en botella). Está sin etiquetar y fue fraccionado hace dos meses. Para esperarlo un poco más.

40/40 Blend 2015 $ 420 
Blend de Malbec, Cabernet Sauvignon y Tempranillo, bien amalgamados. En nariz ataca primero el Malbec, luego sostiene el Cabernet Sauvignon y el Tempranillo aporta tanicidad para hacerlo más jugoso y muy bebible. Muy bien logrado este recomendable blend.

Sobre la cosecha 2017 dice: "tuvimos una sanidad espectacular, todos los vinos con máximo de 13,8 ºC de alcohol. No estoy convencido que vaya a ser una gran añada porque las noches fueron muy cálidas lo que hace que las plantas "trabajen" de noche y esto no ayuda, porque le que quita algo de color y otras cosas al vino".

Lucas se reconoce muy inquieto, "si todos los años hago lo mismo en la bodega me aburro" y entre los temas para continuar avanzando dice que está intentando "laburar mejor las reducciones, no haciendo remontajes abiertos sino haciéndolos sin permitir el acceso de oxígeno".

En resumen,  los vinos de Lucas Pfister son especiales para los amantes de la nariz, porque van desplegándose de a poco sin detenerse, no se estabilizan rápidamente sino que permiten su disfrute por largo tiempo. Vale la pena probarlos.

Ver video "Un día en la finca" 40/40

Otra buena nota sobre Lucas Pfister

Fotos tomadas por El Ángel del Vino.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...